Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
estoy registrado  |  ¿registrarme?
rápido, gratis y seguro
El Testigo Fiel
«Mira que estoy a la puerta y llamo, si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde 2003
Noticias
apuntar mi email al Boletín semanal de noticias por email
(puedes cancelar tu suscripción cuando lo desees)
Buscador simple (o avanzado)
El buscador «simple» permite buscar con rapidez una expresión entre los campos predefinidos de la base de datos. Por ejemplo, en la biblioteca será en título, autor e info, en el santoral en el nombre de santo, en el devocionario, en el título y el texto de la oración, etc. En cada caso, para saber en qué campos busca el buscador simple, basta con desplegar el buscador avanzado, y se mostrarán los campos predefinidos. Pero si quiere hacer una búsqueda simple debe cerrar ese panel que se despliega, porque al abrirlo pasa automáticamente al modo avanzado.
 
Además de elegir en qué campos buscar, hay una diferencia fundamental entre la búsqueda simple y la avanzada, que puede dar resultados completamente distintos: la búsqueda simple busca la expresión literal que se haya puesto en el cuadro, mientras que la búsqueda avanzada descompone la expresión y busca cada una de las palabras (de más de tres letras) que contenga. Por supuesto, esto retorna muchos más resultados que en la primera forma. Por ejemplo, si se busca en la misma base de datos la expresión "Iglesia católica" con el buscador simple, encontrará muchos menos resultados que si se lo busca en el avanzado, porque este último dirá todos los registros donde está la palabra Iglesia, más todos los registros donde está la palabra católica, juntos o separados.
 
Una forma de limitar los resultados es agregarle un signo + adelante de la palabra, por ejemplo "Iglesia +católica", eso significa que buscará los registros donde estén las dos palabras, aunque pueden estar en cualquier orden.
La búsqueda no distingue mayúsculas y minúsculas, y no es sensible a los acentos (en el ejemplo: católica y Catolica dará los mismos resultados).
Noticias de los últimos 15 días
Roma
La Secretaría de Estado se ocupará de monitorear en el ... (1 coms.) no leida
Continuando con la catequesis sobre la esperanza, el Santo Padre ... no leida
En sus palabras pronunciadas antes de la oración dominical, el ... (1 coms.) no leida
La guerra comienza en el corazón del hombre, por esto ... no leida
Con coraje, en oración y humildes: es la verdadera misionariedad ... no leida
Palabras del Santo Padre Francisco en el Ángelus, en el ... no leida
La prestigiosa revista jesuítica, órgano no oficial pero sí claramente ... no leida
Ecuménicas e interreligiosas
Algunos Metropolitanos de esta Iglesia lanzan condenas doctrinales contra Ignatius ... (1 coms.) no leida
Luego que el gobierno iraquí recuperase la zona este de ... no leida
Familia y Vida
«Una monstruosidad absoluta, un pecado horrendo». Francisco escribió y firmó ... no leida
La campesina cristiana condenada a muerte por blasfemia es «un ... no leida
No es lo mismo la castidad que la abstinencia sexual, ... no leida
Iglesia en el Mundo
Carta de unas misioneras al blog SOS Cristinos en Siria, ... no leida
La presentación del libro «El reparto de África. De la ... no leida
Francisco nombró al obispo polaco Hoser: ninguna nueva investigación sobre ... no leida
El «New York Times» revela la sintonía y contacto constante ... no leida
América y España
Se lo conoce como Cristo del Pacífico y fue financiado ... no leida
Espiritualidad y Cultura
Deseamos a este estupendo grupo de rock católico la mayor ... no leida
El Taller Permanente de Canto Gregoriano, fundado y dirigido desde ... no leida
Texto publicado en la portada de la hoja parroquial de ... no leida
Solidaridad
La Fundación Juan Pablo II para el Sahel, creada en ... no leida
Cáritas Europa ha dado a conocer varias experiencias exitosas de ... no leida
Obras Misionales Pontificias ofrece una sesión de cine misional el ... no leida
Una imagen...
   
en Espiritualidad y Cultura

La Cátedra de San Pedro

18 de feb de 2017
Redacción de ETF
Texto publicado en la portada de la hoja parroquial de San Jorge, en La Coruña, que reproducimos como reflexión para la fiesta de estos días.

El 22 de febrero celebraremos en la Iglesia la fiesta de la Catedra de San Pedro, el origen de esta fiesta se remonta al siglo IV. En tiempos de Roma durante estos últimos días del año, según su calendario, se visitaba a los difuntos. La costumbre dictaba celebrar un banquete, dejando libre una cátedra (o asiento), reservada para el fallecido. En Roma lógicamente la tumba de San Pedro era la más visitada, y, alrededor de esta celebración, empezó la fiesta de la Cátedra de San Pedro

Es un día que nos recuerda a todos los cristianos, la responsabilidad que Jesús transfirió a Pedro, ser roca firme sobre la que se construye la Iglesia.

“Recuerda que eres “Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia”, Nosotros los católicos romanos, recibimos el Espíritu de Jesucristo a través de Pedro, al que también le dio la orden. “Apacienta a mis corderos” pero también reconocemos ese mismo Espíritu a través de Lino, y de Cleto y de Clemente, sus primeros sucesores en la sede romana. Y en estos últimos años lo hemos recibido de San Juan Pablo II, y de Benedicto XVI, y ahora de nuestro queridísimo Papa Francisco.

Parece natural que un día como este recemos por la persona y las intenciones del Papa.

A veces podría surgir entre nuestros hermanos en la fe algún comentario poco delicado que no exprese la fidelidad y adhesión debida a aquel que el Espíritu Santo nos ha dejado como cabeza visible de la Iglesia. Reconozcamos que estas palabras sólo pueden ser un fruto amargo del orgullo, de la falta de fe y, no pocas veces de la ignorancia. La cátedra de Pedro sea quien sea el que la ocupe, es puerto seguro de verdad y de paz para los católicos y también para el mundo entero.

Es maravillosa la actitud humilde de san Jerónimo, Padre de la Iglesia, reflejada en una de las cartas escritas al Papa; en ella se percibe cómo el santo, se fiaba más del criterio del obispo de Roma que del suyo propio: “He decidido consultar a la cátedra de Pedro, donde se encuentra esa fe que la boca de un apóstol ha ensalzado; vengo ahora a pedir alimento para mi alma allí donde recibí el vestido de Cristo; por eso me pongo en comunión con tu beatitud, es decir con la cátedra de Pedro, sé que sobre esta piedra esta edificada la Iglesia” (Carta 15,1)

Como san Jerónimo, también nosotros deseamos acudir humildemente a esta cátedra. Es cierto que los medios de comunicación pueden acércanos a la “cátedra” con mucha inmediatez y con excelentes imágenes. Pero también es cierto que muchos de los medios al estar en manos de personas desinformadas, cuando no directamente mal intencionadas, pueden alejarnos, si malogran el mensaje del Santo Padre con titulares engañosos y omisiones no casuales. Para saber lo que dice el Papa es preciso leerlo en sus textos, y, si es posible escucharle. Gracias a Dios y al desarrollo tecnológico, con una sencilla y rápida búsqueda en Google podemos tener acceso a las palabras del sucesor de Pedro, sin tergiversar.

P. José María García Castro

en Solidaridad

Colaboración del Santo Padre con proyectos contra la desertificación en el Sahel

22 de feb de 2017
La Fundación Juan Pablo II para el Sahel, creada en 1984, trabaja en proyectos de desarrollo humano en África. En esta semana tiene su reunión anual, donde se evalúa lo trabajado en 2016 y se da curso a nuevos proyectos.

Del 21 al 25 de febrero se lleva a cabo en Dakar, Senegal, la reunión anual del Consejo de Administración (CDA) de la Fundación Juan Pablo II para el Sahel, confiada por el Santo Padre desde su creación en 1984, al Consejo Pontificio Cor Unum y que ahora es de competencia del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral. En la reunión tomará parte el Secretario delegado de ese Dicasterio, Mons. Giampietro Dal Toso, en calidad de Observador de la Santa Sede. También está prevista la visita del Nuncio Apostólico en Senegal, Mons. Michael Wallace Banach.

Durante la reunión, se examinarán los proyectos en espera de financiación; los proyectos ya financiados en 2016 han sido 43 en 6 países, con un presupuesto total de alrededor de 550.000 dólares. Hasta el año 2015 los proyectos han sido aproximadamente 3.200, por un total de más de 37 millones de dólares, según se informa hoy en un comunicado del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral.

Los miembros del Consejo de Administración son los Obispos, Lucas Sanou Kalfa de Banfora (Burkina Faso), Presidente; Paul Abel Mamba, de Ziguinchor (Senegal), Vicepresidente; Martin Albert Happe, de Nuakchot (Mauritania), Tesorero; Ambroise Ouédraogo, de Maradi (Níger. Ildo Fortes, de Mindelo (Cabo Verde), el Arzobispo Edmond Djitangar, de N'Djamena (Chad); los Obispos Robert Patrick Ellison, de Banjul (Gambia), Pedro Carlos Zilli, Ode Bafatá (Guinea Bissau) y Augustin Traoré, de Ségou (Mali).

Con la colaboración, en particular, de las Conferencias Episcopales de Italia y Alemania y de la Iglesia local, la Fundación realiza, en nombre del Santo Padre, proyectos contra la desertificación y para la gestión y desarrollo de las unidades agrícolas, para las instalaciones de bombeo de agua, para la mejora de las aguas potables y la energía renovable, a favor de las comunidades de los países miembros (Burkina Faso, Cabo Verde, Chad, Gambia, Guinea Bissau, Mali, Mauritania, Níger y Senegal). Así mismo, la Fundación se ocupa de la formación de personal técnico especializado. En el curso de su existencia, también ha promovido el diálogo interreligioso: de hecho la mayoría de sus beneficiarios es de religión musulmana.

Los últimos datos del Índice de Desarrollo Humano (Human Development Index) que calcula el índice de desarrollo humano de cada país, muestran que, entre los últimos 20 de la lista, 19 pertenecen a África y 7 se encuentran en la región del Sahel. Actualmente la situación se ve agravada especialmente por las frecuentes crisis alimentarias, el agotamiento de los recursos naturales, sobre todo hidrológicos, y la violencia ejercida sobre la población de la zona por grupos extremistas.

en Roma

En la esperanza nos reconocemos todos salvados

22 de feb de 2017
Continuando con la catequesis sobre la esperanza, el Santo Padre parte del fragmento de san Pablo de Carta a los Romanos 8,19-27

Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días!

Muchas veces estamos tentados en pensar que la creación sea nuestra propiedad, una posesión que podemos explotar a nuestro agrado y del cual no debemos dar cuenta a nadie. En el pasaje de la Carta a los Romanos (8,19-27) del cual acabamos de escuchar una parte, el Apóstol Pablo nos recuerda en cambio que la creación es un don maravilloso que Dios ha puesto en nuestras manos, para que podamos entrar en relación con Él y podamos reconocer la huella de su designio de amor, a cuya realización estamos llamados todos a colaborar, día a día.

Pero cuando se deja llevar por el egoísmo, el ser humano termina por destruir incluso las cosas más bellas que le han sido confiadas. Y así ha sucedido también con la creación. Pensemos en el agua. El agua es una cosa bellísima y muy importante; el agua nos da la vida, nos ayuda en todo. Pero para explotar los minerales se contamina el agua, se ensucia la creación y se destruye la creación. Este es sólo un ejemplo. Existen otros. Con la experiencia trágica del pecado, rota la comunión con Dios, hemos infringido la originaria comunión con todo aquello que nos rodea y hemos terminado por corromper la creación, haciéndola así esclava, sometida a nuestra caducidad. Y lamentablemente la consecuencia de todo esto está dramáticamente ante nuestros ojos, cada día. Cuando rompe la comunión con Dios, el hombre pierde su propia belleza originaria y termina por desfigurar alrededor de sí cada cosa; y donde todo antes hablaba del Padre Creador y de su amor infinito, ahora lleva el signo triste y desolado del orgullo y de la voracidad humana. El orgullo humano explotando la creación, destruye.

Pero el Señor no nos deja solos y también ante este escenario desolador nos ofrece una perspectiva nueva de liberación, de salvación universal. Es aquello lo que Pablo pone en evidencia con alegría, invitándonos a poner atención a los gemidos de la entera creación. Los gemidos de la entera creación… Expresión fuerte. Si ponemos atención, de hecho, alrededor nuestro todo clama: clama la misma creación, clamamos nosotros los seres humanos y clama el Espíritu dentro de nosotros, en nuestro corazón.

Ahora, estos clamores no son un lamento estéril, desconsolado, sino – como precisa el Apóstol – son los gemidos de una parturienta; son los gemidos de quien sufre, pero sabe que está por venir a la luz una nueva vida. Y en nuestro caso es de verdad así. Nosotros estamos todavía luchando con las consecuencias de nuestro pecado y todo, alrededor nuestro, lleva todavía el signo de nuestras debilidades, de nuestras faltas, de nuestras cerrazones. Pero, al mismo tiempo, sabemos que hemos sido salvados por el Señor y ya se nos ha dado contemplar y pregustar en nosotros y en lo que nos rodea los signos de la Resurrección, de la Pascua, que obra una nueva creación.

Este es el contenido de nuestra esperanza. El cristiano no vive fuera del mundo, sabe reconocer en la propia vida y en lo que lo circunda los signos del mal, del egoísmo y del pecado. Es solidario con quien sufre, con quien llora, con quien es marginado, con quien se siente desesperado… Pero, al mismo tiempo, el cristiano ha aprendido a leer todo esto con los ojos de la Pascua, con los ojos del Cristo Resucitado. Y entonces sabe que estamos viviendo el tiempo de la espera, el tiempo de un deseo que va más allá del presente, el tiempo del cumplimiento. En la esperanza sabemos que el Señor quiere sanar definitivamente con su misericordia los corazones heridos y humillados y todo lo que el hombre ha deformado en su impiedad, y que de este modo Él regenerará un mundo nuevo y una humanidad nueva, finalmente reconciliada en su amor.

Cuántas veces nosotros, cristianos, estamos tentados por la desilusión, por el pesimismo… A veces nos dejamos llevar por el lamento inútil, o quizás nos quedamos sin palabras y no sabemos ni siquiera qué pedir, qué esperar… Sin embargo una vez más viene en nuestra ayuda el Espíritu Santo, respiración de nuestra esperanza, el cual mantiene vivo el clamor y la espera de nuestro corazón. El Espíritu ve por nosotros más allá de las apariencias negativas del presente y nos revela ya ahora los cielos nuevos y la tierra nueva que el Señor está preparando para la humanidad. Gracias.

en Roma

“Justicia sí, venganza no”

19 de feb de 2017
En sus palabras pronunciadas antes de la oración dominical, el Santo Padre reflexionó sobre una las páginas que mejor expresa la “revolución” cristiana, donde Jesús muestra la vía de la verdadera justicia mediante la ley del amor, que supera la de la ley del talión, que predicaba: «ojo por ojo y diente por diente».

Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días!

En el Evangelio de este domingo (Mt 5,38-48) – una de esas páginas que mejor expresa la “revolución” cristiana – Jesús muestra la vía de la verdadera justicia mediante la ley del amor que supera la del talión, es decir, «ojo por ojo y diente por diente». Esta antigua regla imponía aplicar a los transgresores penas equivalentes a los daños causados: la muerte a quién había asesinado, la amputación a quién había herido a alguien, y cosas así. Jesús no pide a sus discípulos de padecer el mal, al contrario, pide reaccionar, pero no con otro mal, sino con el bien. Sólo así se rompe la cadena del mal: un mal lleva a otro mal, y otro trae otro mal… Se rompe esta cadena de mal, y cambian verdaderamente las cosas. El mal de hecho es un “vacío”, un vacío de bien, y un vacío no se puede llenar con otro vacío, sino sólo con un “lleno”, es decir, con el bien. La represalia no lleva jamás a la solución de los conflictos. “Tú me lo has hecho, yo te lo haré”, esto jamás resuelve un conflicto, ni siquiera es cristiano.

Para Jesús el rechazo de la violencia puede comportar también la renuncia a un legítimo derecho; y pone algunos ejemplos: poner la otra mejilla, dar la propia vestimenta o el propio dinero, aceptar otros sacrificios (Cfr. vv. 39-42). Pero esta renuncia no quiere decir que las exigencias de la justicia sean ignoradas o rebatidas; no, al contrario, el amor cristiano, que se manifiesta de modo especial en la misericordia, representa una realización superior de la justicia. Lo que Jesús nos quiere enseñar es la neta distinción que debemos hacer entre la justicia y la venganza. Distinguir entre justicia y venganza. La venganza no es jamás justa. Nos es consentido pedir justicia; es nuestro deber practicar la justicia. En cambio, nos es prohibido vengarnos o fomentar de cualquier modo la venganza, en cuanto es expresión del odio y de la violencia.

Jesús no quiere proponer un nuevo orden civil, sino en cambio, el mandamiento del amor al prójimo, que comprende también el amor a los enemigos: «Amen a sus enemigos, rueguen por sus perseguidores» (v. 44). Y esto no es fácil. Esta palabra no se debe entender como aprobación del mal realizado por el enemigo, sino como invitación a una perspectiva superior, a una perspectiva magnánima, semejante a la del Padre celestial, quien – dice Jesús – «hace salir el sol sobre malos y buenos y hace caer la lluvia sobre justos e injustos» (v. 45). También el enemigo, de hecho, es una persona humana, creada como tal a imagen de Dios, aunque en el presente esta imagen se haya ofuscado por una conducta indigna.

Cuando hablamos de “enemigos” no debemos pensar en quién sabe qué personas diversas y lejanas de nosotros; hablamos también de nosotros mismos, que podemos entrar en conflicto con nuestro prójimo, a veces con nuestros familiares. Cuántas enemistades en la familia, ¡cuántas! Pensemos en esto. Enemigos son también aquellos que hablan mal de nosotros, que nos calumnian y nos hacen daño. Y no es fácil digerir esto. A todos aquellos estamos llamados a responder con el bien, que también esto tiene sus estrategias, inspiradas en el amor.

La Virgen María nos ayude a seguir a Jesús en este camino exigente, que de verdad exalta la dignidad humana y nos hace vivir como hijos de nuestro Padre que está en los cielos. Nos ayude a practicar la paciencia, el diálogo, el perdón, y así ser artesanos de comunión, artesanos de fraternidad en nuestra vida cotidiana, sobre todo en nuestra familia.

en Espiritualidad y Cultura

En el centro de Valencia: Hijos de Coré

22 de feb de 2017
Gacetilla de prensa
Deseamos a este estupendo grupo de rock católico la mayor de las bendiciones para su actuación de este día sábado 25, en la Ermita de Santa Lucía, Valencia.

Este sábado 25 de febrero se realizará un concierto del grupo católico de rock HIJOS DE CORÉ a las 19:30 en la Ermita de Santa Lucía, situada en la C/ Hospital nº 15 de Valencia, esquina con C/Guillem de Castro, junto a la biblioteca pública.

Dados los problemas de aparcamiento en el centro de Valencia os recomendamos a aquellos que queráis venir que utilicéis el transporte público. Existen muchas líneas de la EMT con parada próxima (2, 3, 5, 11, 60, 62, 63, 64, 67, 70, 72, 73, 79, 80) y a 200m de la ermita está parada de metro de Angel Guimerá. Y para los que vengáis de fuera de la ciudad recordaros también que, además del metro, la estación de Renfe se halla a tan solo 700m.

La entrada es libre y la duración prevista es de unos 60-70 minutos. Pasa la voz. Os esperamos.

en Iglesia en el Mundo

Visitas de casas en Alepo – Siria

20 de feb de 2017
Carta de unas misioneras al blog SOS Cristinos en Siria, del que nos hacemos eco para asociarnos a sus oraciones por estos hermanos que están sufriendo.

Nos escribe la Madre Laudis desde Alepo

“El martes pasado por gracia de Dios, hemos podido visitar a tres familias cristianas. Les escribo para contarles un poco de su historia y para que recen por ellos.

La primera familia fue la de Abu Nur, un señor que hace cuatro meses mientras trabajaba fue sorprendido por un misil que casi le quitó la vida. Aún hoy continúa en la cama, sin poder levantarse. Nos hemos admirado la alegría con que él vive su enfermedad, aunque al contarnos su historia no pudo disimular las lágrimas que caen en sus mejillas, lo que más le cuesta es no poder trabajar y seguir sosteniendo la familia como lo solía hacer hace algunos meses. Nos hemos despedido pidiéndole oraciones y prometiendo acompañarlo con las nuestras.

También hemos vuelto a visitar la familia de Abu Sara, les había contado acerca de él, un señor que perdió su trabajo por un misil que destruyó el hotel en que trabajaba, su señora sufre una enfermedad muy rara que se agravó durante la guerra, nos ha alegrado mucho verla tan contenta, a pesar de los fuertes dolores que tiene, estaba alegre y su alegría contagiaba a todos.

La última casa que hemos visitado fue la de tres hermanos, el menor tiene 75 años, viven solos, no poseen otros familiares próximos sino unos a los otros; con la edad les vinieron enfermedades y varias complicaciones de salud. La mayor es una señora de 84 años, la única mujer, que está imposibilitada de cocinarles o limpiar la casa, viven de la generosidad de varios cristianos vecinos a ellos.

Les encomendamos a todos estos nuestros hermanos que sufren, a vuestras oraciones.

Misioneras en Alepo

¡Bendiciones!

en Solidaridad

Cáritas presenta ante las instituciones europeas tres experiencias de integración positiva de inmigrantes

20 de feb de 2017
Cáritas Europa ha dado a conocer varias experiencias exitosas de integración de inmigrantes llevadas a cabo por varias Cáritas diocesanas, una de ella la de Burgos. En este caso, se trata del grupo de conocimiento y diálogo cristiano-mulsulmán, que desarrolla diversas actividades de acercamiento entre ambas comunidades.
El obispo vista la comunidad musulma de Attaqwa

Cáritas Europa trabaja al servicio de las Cáritas de los diversos países que la componen y realiza una labor de enlace y seguimiento de las iniciativas políticas y sociales que se llevan a cabo en el Parlamento Europeo. Allí se tuvo la oportunidad de señalar ante los miembros de la comisión que el empoderamiento de los migrantes y de las comunidades de acogida es la mejor manera de prevenir la xenofobia.

Las iniciativas que se presentaron fueron recogidas en el informe «Bienvenidos. Los migrantes hacen a Europa más fuerte», publicado el pasado mes de diciembre. Se trata de los casos de Cáritas diocesanas de Bilbao (Estrategia «No te Encalles»), Salamanca (Centro Intercultural «Baraka») y Burgos (Grupo de conocimiento y diálogo cristiano-musulmán).

Acercamiento entre católicos y musulmanes

El de Burgos es un grupo que nace en agosto de 2008. La mesa diocesana de pastoral con inmigrantes que venía trabajando desde hacía años con personas de diversas procedencias, valoró que no existía un espacio específico para trabajar en el diálogo con las comunidades de esta confesión en Burgos. Se formó en un inicio con cinco musulmanes y cinco católicos. No se buscó trabajar con representaciones oficiales, sino que sus miembros proceden de asociaciones o mezquitas y acuden a título personal, desde un mismo compromiso compartido con el diálogo interconfesional.

Con la colaboración de agentes de Cáritas, se pusieron en marcha reuniones bimensuales en las instalaciones de la calle San Francisco. En ellas se ha vivido estos años un mismo espíritu compartido de trabajo por la paz y el entendimiento; y cada año se han organizado unas jornadas de diálogo para avanzar en el conocimiento mutuo. Este año 2017 se organizarán las IX jornadas.

Ademas, durante este tiempo se han realizado diversos gestos. La pasada Nochevieja, el arzobispo de la diócesis, don Fidel Herráez, acudió a la mezquita abierta en la calle doctor Fleming, la cuarta de las que se encuentran en la ciudad (también hay comunidades musulmanas organizadas en Aranda, Briviesca y Miranda). Allí se hizo presente y tuvo la oportunidad de saludar a miembros de esa comunidad islámica.

La iniciativa, en palabras de José Luis Lastra, actual vicario pastoral e impulsor del grupo, «ha sido sencilla pero ha venido a llenar un vacío importante. Actualmente, con la reestructuración que se está valorando en la diócesis, se planteará la posibilidad de ampliar la delegación de ecumenismo y darle competencias en el ámbito de las relaciones interconfesionales».

© El Testigo Fiel - 2003-2016 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa